Select Page

Fatiga adrenal, el estres de tu reloj biológico

Fatiga adrenal, el estres de tu reloj biológico

Testimonio:

“Todo comenzó cuando sufrí como un desmayo en la boda de mi prima Luisa. Llamaron al 911. Me tomaron la presión, me realizaron análisis de glucosa, me suministraron un tranquilizante pensando que era un ataque de ansiedad y decidieron no llevarme al hospital, pensando que me recuperaría y disfrutaría del evento. Yo no me encontraba nerviosa, si acaso preocupada porque no me recuperaba. Me llevaron a casa, pasé el fin de semana en cama descansando porque me sentía sin energía. Había pasado un período de estrés intenso y no lograba desconectarme. A la semana siguiente, visité al doctor porque continuaba muy débil y apenas podía pararme de la cama. Me realizaron estudios hormonales, incluyendo el del cortisol, y los resultados fueron preocupantes; me diagnosticaron fatiga adrenal.”

¿Qué es la fatiga adrenal?

La fatiga adrenal es un síndrome, o sea, un conjunto de síntomas que se produce cuando las glándulas suprarrenales funcionan por debajo del nivel óptimo o pierden el ritmo circadiano. El ritmo circadiano son los cambios que se producen en el cuerpo y la mente durante el día. Es el ciclo de 24 horas asociado con cambios físicos, mentales y de conducta, tales como dormir, comer y moverse y es influenciado por la luz y la oscuridad. Por ejemplo, la oscuridad te aumenta la melatonina que te indica que es hora de dormir. En la noche no se produce saliva, ni te da hambre porque el cuerpo sabe que no vas a comer. La respiración de noche al dormir es diferente al día cuando estás despierto.

En el caso de la fatiga adrenal, el cuerpo produce menos cortisol de la cantidad necesaria o invierte su patrón de producción que normalmente es alto por el día y bajo por la noche. En la fatiga adrenal, el cortisol es bajo en el día y alto por la noche. Se caracteriza por un profundo cansancio físico y mental, que no se alivia con el sueño, ni el descanso, malestar generalizado y depresión. Puede ocurrir a cualquier edad pero principalmente afecta a las personas más jóvenes y a los ancianos. Cualquier persona, aún la más sana, puede sufrir de fatiga adrenal en algún momento de su vida.

Usualmente, comienza al tener una situación de estrés intenso y puede volverse crónica como resultado de sufrir estrés prolongado y acumulativo.

Afecta a millones de personas en Estados Unidos, y se estima que el 80% de la población mundial padece algún tipo de fatiga adrenal. La medicina tradicional aún no reconoce la fatiga adrenal como un síndrome existente, pero está bien descrito por el doctor estadounidense James L. Wilson, pionero en el estudio y tratamiento de este trastorno y autor del libro de referencia Adrenal Fatigue: The 21st Century Stress Syndrome (Fatiga adrenal: El síndrome de estrés del siglo XXI).

¿Cuál es la función de las glándulas suprarrenales?

Las glándulas suprarrenales son dos, ambas del tamaño de una almendra y se localizan justamente arriba de cada riñón. Producen una serie de hormonas, entre ellas adrenalina, cortisol y Dehidroepiandrosterone (DHEA), que permiten hacer frente a las demandas de la vida cotidiana de una forma saludable y flexible. El exceso de estrés hace que éstas se alteren y afecten negativamente nuestro cuerpo.

El cortisol tiene varias funciones, entre ellas está el estimular el almacenamiento de energía (grasa) en el organismo. Es por eso que el exceso de estrés dispara el cortisol y ayuda a producir obesidad. El cortisol y la adrenalina están ahí para ayudar al cuerpo a reaccionar ante el peligro, las emociones fuertes, los miedos, etc. Nos dan la energía necesaria para enfrentar los retos a los que somos sometidos, pero cuando VIVIMOS sometidos a demasiado estrés, que es lo mismo que DEMASIADAS situaciones que nos retan y preocupan, el nivel es tan alto y por tanto tiempo, que afecta negativamente nuestro cuerpo. Ejemplos, infartos, ataques de pánico, colitis, enfermedades psicosomáticas, etc. Así que hay que combatir el estrés y ayudarnos frente a él. Si no lo manejamos bien, el cortisol y la adrenalina terminan dañándonos. El cortisol se conoce como la hormona del estrés y es la única hormona que aumenta su nivel con el pasar de los años. El exceso o escasez del cortisol terminará creando problemas de salud.

¿Cuál es la causa de la fatiga adrenal?        

Se cree que el estrés intenso y prolongado es la causa número uno de la fatiga adrenal. Cuando las glándulas suprarrenales no pueden cumplir adecuadamente con las exigencias del estrés, ya sea físico o emocional, se disminuye la producción de cortisol o se pierden las oscilaciones de los niveles de cortisol diario.

La falta de sueño altera el ritmo circadiano. Esto interrumpe el ciclo natural de 24 horas de los niveles de cortisol, y lleva al organismo a un estado de alerta permanente que evita poder tener un sueño reparador.

El tabaquismo crea un estrés crónico en el cuerpo que dificulta el funcionamiento de las glándulas suprarrenales.

Las infecciones agudas o crónicas, especialmente las infecciones respiratorias como gripe, bronquitis o neumonía, también interfieren con la función de las glándulas suprarrenales.

Cuestionario para diagnosticar Fatiga adrenal

Síntomas Si No
Bajo nivel de energía durante el día    
Te cuesta muchísimo salir de la cama    
Incapacidad para bajar de peso    
Disminución del deseo sexual    
Presión arterial baja    
Te sueles marear cuando te pones de pie    
Antojos de comida dulce o salada    
Síntomas de ansiedad, agotamiento mental, depresión    
Te sientes cansado entre las 2 y 4 de la tarde    
Compasión excesiva por el sufrimiento de los demás    
Fácilmente reaccionas alzando la voz    
A menudo, te sientes irritable    

Diagnóstico

El examen del cortisol en saliva es el más recomendado. Los niveles de cortisol suben y bajan a lo largo del día y también en respuesta a los retos de la vida diaria. Normalmente, bajan en la noche y aumentan progresivamente durante el día, alcanzando el nivel más alto entre las 2 y 4 de la tarde.

El examen de saliva del cortisol

Mide el nivel de esta hormona presente en la saliva, lo cual resulta más práctico que hacerse repetidas extracciones de sangre a lo largo del día. Este examen requiere obtener saliva a diferentes horas del día: alrededor de la 6 a.m., 12 p.m., 6 p.m. y 12 a.m. Luego, se envía a examinar a un laboratorio.

Cómo recuperarse de la fatiga adrenal naturalmente

Para poder tratar la fatiga adrenal existen dos aspectos que juegan un papel muy importante: el estilo de vida y la alimentación. Existen también suplementos naturales que pueden corregir esta deficiencia.

Cambios en el estilo de vida para recuperarse de la fatiga adrenal:

Dormir.

Muchas personas que tienen fatiga adrenal han empujado hacia abajo el sueño en su lista de prioridades. Es hora de pasar el sueño a la prioridad número uno. Estar en la cama, listo para dormir de 9 a 10 p.m. cada noche durante al menos uno o dos meses.

Después del mes, dependiendo de la gravedad de tu fatiga adrenal, es posible que puedas tener un horario más flexible pero siempre recuerda irte a acostar temprano. Dormir es la necesidad biológica más importante del ser humano, pero debido a tipos de trabajo y compromisos sociales, dormimos muy poco. Por tanto, una persona que sufra de fatiga adrenal debe dormir entre 7 y 8 horas cada noche y acostarse no más tarde de las 10 de la noche porque el sueño más reparador ocurre normalmente antes de la una de la mañana.

No hacer ejercicio intenso durante un mes.

Esto es muy importante, porque el ejercicio de alto impacto causa estragos en las glándulas suprarrenales agotadas. Lo que se recomienda es realizar caminatas lentas y cortas (de 30 minutos) en la naturaleza, playa, etc. Recuerde, nunca haga ejercicios después de las 6 de la tarde.

Cambios en la alimentación

Elimina cereales/granos, legumbres, azúcares y aceites vegetales refinados. Todos estos alimentos estresan las glándulas suprarrenales y aumentan la inflamación.

Toma el desayuno correcto.

Un desayuno alto en proteínas para disminuir la fatiga adrenal. Además, disfrutar del desayuno no más tarde de 30 minutos después de despertarte te ayudará a mantener los niveles de cortisol.

Incluye sal de calidadLa fatiga adrenal agota los niveles de sal en el cuerpo, ya que reduce la aldosterona, (la hormona que maneja el nivel de sal en el cuerpo). Un nivel de sodio adecuado en la sangre es esencial para tener la presión arterial saludable. Si es más bajo de lo normal podemos tener mareos y sentirnos débil. La mayoría de las personas con fatiga adrenal necesitan consumir sal. Pon sal a tus comidas y añade una pizca de sal a cualquier té o agua que tomes.

Come cuando tengas hambre.

Este no es el momento para practicar el ayuno intermitente. Tu cuerpo es incapaz de controlar adecuadamente los niveles de sal y glucosa en la sangre, por lo que debes prestar atención a esos factores con frecuencia. Las comidas deben centrarse en vegetales, grasas saludables y proteínas de animales. Los hidratos de carbono deben provenir de frutas frescas, verduras de raíz y verduras ricas en almidón o frutas como los plátanos. Los jugos de frutas, azúcares refinados y granos deben ser evitados, ya que causan trastornos en el nivel de azúcar en la sangre.

Di no a las dietas bajas en carbohidratos por uno o dos meses.

Esto puede empeorar la fatiga adrenal.

No cafeína o alcohol.

Mientras estés en período de recuperación.

Disfruta de una gran cantidad de grasas buenas:

Hacer hincapié en las fuentes de grasas saturadas saludables como la mantequilla (si toleras lácteos), el aceite de coco, la yema de huevo orgánico y de animales alimentados con pasto. Las grasas monosaturadas de aguacate y aceite de oliva también se pueden consumir. Evita todos los aceites vegetales (girasol, de maíz etc), no consumas productos “bajos en grasa”, o libres de grasa hechos artificialmente.

Tratamiento médico.

Se recomienda el uso de esteroides tales como hidrocortisona o acetato de cortisona, que tiene efectos similares al cortisol. Pueden ayudar a reponer las glándulas suprarrenales agotadas. Esto se realiza únicamente para una terapia a corto plazo y bajo la supervisión de un médico experto, ya que puede desarrollar tolerancia o dependencia y efectos secundarios.

Bebidas energéticas.

La taurina, cafeína y guaraná en bebidas como: Monster, Red Bull, Burn y 5-hour ENERGY, entre otros pueden enmascarar los síntomas de la fatiga y generar una supuesta sensación de bienestar pero no corrige la disfunción de las glándulas suprarrenales.

Tratamiento natural

Vitamina C: Es esencial para la creación de cortisol, adrenalina y dopamina.

Vitamina B1 (Tiamina): Ayuda a las células del organismo a convertir carbohidratos en energía. El papel principal de los carbohidratos es suministrar energía para el cuerpo, especialmente el cerebro y el sistema nervioso. También juega un papel en la contracción muscular y la conducción de las señales nerviosas.

Vitamina B6: Ayuda en varios procesos donde se crean las hormonas adrenales.

Vitamina B5 (ácido Pantoténico): Ayuda a producir la co-enzima A, que ayuda a metabolizar las grasas y envía oxígeno a las células.

Calcio ascorbate: Es una sal cálcica del ácido ascórbico (vitamina C). Tiene propiedades antioxidantes.

N-Acetyl Tyrosine: Este suplemento es un aminoácido que tiene propiedades estimulantes. También puede mejorar la memoria, la comprensión y la resolución de problemas.

Adrenal Glandular: Alivia la fatiga, la tensión y el agotamiento de los factores de estrés de todos los días.

Citrus Bioflavonoids: Es un antioxidante que neutraliza los radicales libres. Es beneficioso para la circulación sanguínea y apoya al sistema inmunitario.

L-Carnitine L-Tartrate: Mejora el flujo de oxígeno a los músculos, junto con el aumento de la entrega de nutrientes al cuerpo, lo que ayuda a acelerar el proceso de recuperación y reparación. Además, aumenta los niveles hormonales de testosterona y la hormona de crecimiento.

Extracto de raíz de Eleuthero (Eleutherococcus senticosus): Conocido como ginseng siberiano, es una hierba usada en la medicina tradicional para combatir la fatiga. Es un adaptógeno capaz de prevenir los efectos físicos y químicos de estrés.

Extracto de raíz de licorice (Glycyrrhiza glabra) o Ácido glicirrícico: Ayuda al cuerpo a regular de manera más eficiente el cortisol dando así un descanso a las glándulas suprarrenales. Es una de las principales hierbas adaptogénicas para reducir el cortisol.

Extracto de raíz de Rhodiola (Rhodiola rosea): Se considera una hierba adaptógena, lo que significa que actúa de maneras no específicas para aumentar la resistencia al estrés. Aumenta la capacidad de trabajo mental, la fuerza y la vitalidad.

Bacopa (Bacopa monnieri): Tiene un efecto calmante y reduce la ansiedad.

Las vitaminas B son muy importantes para la salud de las glándulas suprarrenales.

Vitamina B12: Ayuda a la producción de energía y el mantenimiento y reparación de las células rojas.

Si usted respondió afirmativamente a más de dos preguntas del cuestionario, le recomendamos buscar ayuda médica o contactarnos.

Contacta a Mother Stem

13 + 14 =

Sobre el Autor

Alvaro Skupin

El Dr. Skupin es un innovador en el desarrollo de protocolos para tratamientos con Células Madre derivadas del tejido adiposo y en Medicina Regenerativa para restaurar la salud y la calidad de vida en pacientes con enfermedades degenerativas.


Últimas Cápsulas

Loading...

Sobre Nancy Alvarez

Es doctora en psicología clínica con maestría y post grados en terapia familiar, de pareja y sexual, también tiene... Leer más.

Tienda en Línea